Este año cambiará la forma de acceder a los comedores escolares: esto es lo que debes saber


Por el equipo de Healthy Eating Research

Desde el comienzo de la pandemia de COVID-19, todos los niños del país han podido recibir comidas escolares gratis. Sin formularios, sin preguntas. Pero este año, al volver a la escuela, las cosas serán diferentes, y tu hijo ya no recibirá automáticamente el desayuno y el almuerzo gratuitos. 
 

Antes de la pandemia, decenas de millones de niños recibían desayunos y almuerzos gratuitos o a precio reducido. De hecho, durante el año escolar 2019-2020, se sirvieron 3.200 millones de comidas a través del programa nacional de almuerzos escolares, el 76,9% de las cuales se proporcionaron a los estudiantes de forma gratuita o a un precio reducido. 
 

Las comidas escolares representan una gran fuente de nutrición. Los niños obtienen hasta la mitad de sus calorías diarias en la escuela. Y las investigaciones demuestran que las comidas escolares saludables pueden aumentar la asistencia a clase, mejorar el comportamiento e incluso aumentar el rendimiento académico. 
 

El acceso a comidas escolares saludables y nutritivas es esencial para todos los niños. La buena noticia es que hay medidas que puedes tomar para asegurarte de que tu hijo no pase hambre durante la jornada escolar y que reciba las comidas que necesita durante este año escolar.
 

Aplica para comidas gratis o de precio reducido para el año escolar 2022-2023.

Pídele a tu escuela o distrito una solicitud: recibirás un formulario parecido a este. Está basado en los ingresos anuales totales de tu familia y es probable que cumplas los requisitos si tu familia está:

  • Por debajo del 130% del nivel federal de pobreza. Por ejemplo, los niños que viven en una familia de tres personas con un ingreso anual de 29.939,00 dólares o menos podrían recibir comidas escolares gratuitas; o 

  • Entre el 130 y el 185% del nivel federal de pobreza. Por ejemplo, los niños que viven en una familia de tres con un ingreso anual entre $29,939.00 y $42,606 podrían recibir desayuno y almuerzo a precio reducido. 

Completa y envía la solicitud lo antes posible, incluso si no estás seguro de cumplir los requisitos. 

 

No se trata sólo de los ingresos de la familia: es posible que también puedas cumplir los requisitos si participas en un programa federal de nutrición.

Si un niño o alguien de su hogar participa en programas federales de nutrición como SNAP (cupones de alimentos), TANF (Programa Asistencia Temporal para Familias Necesitadas) o los programas de distribución de alimentos en las reservas indígenas, tu hijo tiene derecho a recibir comidas escolares gratuitas.

Y hay otros factores de calificación que pueden hacer que tu familia se beneficie.

Las familias que se encuentran en situación sin hogar, los niños en hogares temporales o los hijos de trabajadores inmigrantes tienen derecho a recibir comidas escolares gratuitas cuando su hogar completa una solicitud.

Y un recordatorio:

Si crees que puedes tener derecho a recibir comidas escolares gratuitas, puedes solicitarlo a lo largo del curso escolar, pero lo mejor es hacerlo inmediatamente. Y si tu situación económica cambia, siempre puedes solicitarlo más adelante.

Más información

Es importante que todos los padres y familias -independientemente de sus ingresos- se informen sobre las comidas que se sirven en su escuela y consideren la posibilidad de participar. 
 

Siguenos en @HealthyEatingResearch en Instagram para más información.

 

Acerca de Bright by Text

Los niños no vienen con instrucciones. Por eso Bright by Text envía la información que más necesitan los padres para criar a sus hijos, desde el embarazo hasta los 8 años. Para unirse a nuestro programa y recibir nuestros mensajes gratuitos basados en la edad exacta de tu hijo y en la zona donde vives, sólo tienes que enviar BRIGHT al 274 448 o hacer clic aquí. No olvides seguirnos en Facebook e Instagram. ¡Ustedes pueden, padres!

Go Back